viernes, 6 de diciembre de 2013

POLVORONES DE CANELA

Ya se acerca la Navidad!!!!!!! Y ME GUSTA!!! Huele a Navidad y sabe a Navidad....



Como ya os dijimos, esta receta nos la ha regalado Rubén Salvador para que la podamos compartir con todos vosotros. (si pincháis en su nombre iréis a su Blog... lo tiene en proceso, pero promete! jaja).

Yo fui la primera sorprendida con el resultado de esta receta. Es sencilla y muy pero que muy sabrosa!! Ofrece muchas posibilidades de sabores (ya os iré explicando) y la medida de la masa es perfecta. No salen demasiados, pero los suficientes como para saciarte y poder invitar a algún amigo jeje.

Vamos?? Venga!!

Ingredientes:

- 250 de harina TOSTADA. Quien quiera hacerlos de chocolate, restamos 25 gr. de harina y sustituimos por cacao, pero este sin tostar.
- 125 de manteca de cerdo a temperatura ambiente. Se encuentra en los supermercados.
- 125 gr. de azúcar glace
- 125 gr. de almendra tostada y molida (aquí el que quiera encontrarse trocitos de almendra, de avellana, de pistacho, de cualquier fruto seco o coco... hay que poner 100gr. de almendra molida y 25 de granillo de fruto seco tostado. Me entendéis?? Seguro que si :D
- Aromas y/o esencias (canela, vainilla... esto al gusto)

Preparación:

- Tostamos la harina en la misma bandeja de horno. Tiene que estar bien extendida, no vale ponerla en un montón porque se quedará cruda la del centro. Tiene que quedar color doradito suave. Pondremos el horno a 160º. Abriremos el horno un par de veces, y con cuidado de no quemarnos, moveremos un poco la harina con una espátula o tenedor de cocina de madera. 

Nota: yo os explico lo que hice para simplificar el asunto y  manchar poco: forré la bandeja de horno con papel de aluminio, y luego aparte le puse otro entero cruzado en horizontal. La harina quedó encima del papel horizontal, de esa forma incluso para echarla en el bol fue muy fácil. Amontoné la harina en el centro del papel, lo cogí por los bordes y lo eché al bol. No se mancha la bandeja y no nos quemamos :D.

- En ese mismo papel de aluminio, puesto de nuevo en la bandeja, repetimos la operación del tostado pero con la almendra (también removiendo a mitad de tostado). Yo la compré molida, así que la tosté molida. Cuidado que se tuesta mucho antes que la harina!! De hecho, como nunca había tostado harina, allí estaba yo como un pasmarote delante del horno... yo que sé... por si se calcinaba en un nanosegundo??? Jajaja. Es lo que tiene hacer cosas por primera vez!! Es todo expectación ajaja.


Mientras se tuesta la almendra, yo fui añadiendo al bol donde puse la harina el resto de los ingredientes: el azúcar glacé, la manteca hecha dados, y la canela. Cuando la almendra estaba lista, la agregué y.... A AMASAR!! Es lo mejor!!!!!!!!!!!


Vamos amasando, veréis que conseguís una masa blandita parecida a la plastilina. Una vez que la tengamos ni muy fría ni que se deshaga en las manos, la podemos estirar en la bancada con un rodillo. Ojo! Siempre con harina por debajo para que no se pegue y pasando un cuchillo largo (tipo jamonero) por debajo de vez en cuando.

Ponemos el horno a 190º

Estiramos a un grosor gordito como de un dedo de alto y con el cortador de la forma que queramos vamos cortando las piezas. A mi personalmente me gustan de tamaño de un bocado, o dos como mucho, quedan muyyyy graciosos, pero para gustos.... colores!!



Como veis... a los niños les encanta colaborar!!!!
Los vamos colocando en la bandeja de horno un poco separados, pero tranquilos, la masa no extiende así que no corremos el riesgo de hacer un polvorón de medio kilo jajja.

Con el horno a 190º yo los cocí durante unos 10 minutos más o menos. Rubén me ponía menos tiempo, pero cada horno es un mundo así que tenéis que ir mirando. El tema es que yo entré en crisis porque realmente nunca en mi vida  había cocinado un polvorón y no sabía qué esperar jaajja. Pero lo normal es que estén "blanditos". Cuando los sacamos y se enfrían del todo es cuando cogen la textura de polvorón que conocemos. Y nada... una vez fríos los espolvoreamos con azúcar glace y a ZAMPAR!!! 


Como mis polvorones eran de canela, le puse un poco al azúcar antes de espolvorear y le da un aroma y un sabor especial.

Besetes Mil!!!!!!!!

By Cristina from: Rubén Salvador



4 comentarios:

  1. Eres la mejor profe q e visto nunca !!!
    Me encanta !!

    ResponderEliminar
  2. Se puede cambiar la manteca de cerdo por otro ingrediente???

    ResponderEliminar
  3. Hola Elisabet!! Puedes utilizar mantequilla SIN SAL. Pero el sabor tradicional del polvorón lo conseguirás con la manteca de cerdo. Si lo haces con mantequilla ya nos contarás!

    ResponderEliminar